Gigantes y cabezudos recobran protagonismo

El programa de actos de esta edición de las Ferias reserva cinco citas a los gigantes y cabezudos, una tradición del siglo XV, que la asociación encargada de sacarlos se esfuerza en poner en valor

Algunos de los cabezudos del elenco de figuras salmantinas que saldrán en los pasacalles durante estas Ferias.
Algunos de los cabezudos del elenco de figuras salmantinas que saldrán en los pasacalles durante estas Ferias.

Las Ferias de esta edición 2019 impulsan la figura y la tradición de los gigantes y cabezudos de Salamanca, incrementando los pasacalles y con un encuentro de comparsas que tendrá lugar este sábado a partir de las 11:30 en la Plaza Mayor. El público que asista al ágora se encontrará con cerca de 40 cabezudos. A los personajes populares del ‘Payaso’, ‘el Charro’ o ‘el Negro’, se sumarán también figuras de otras poblaciones.

El ‘Payaso’ junto a uno de sus ‘fans’.
El ‘Payaso’ junto a uno de sus ‘fans’.

“Estamos muy satisfechos por el apoyo del Ayuntamiento de Salamanca en esta edición de las fiestas. Los gigantes y cabezudos han sido desde muy antiguo una tradición en estas fechas y en otros momentos señalados en la ciudad y debemos, entre todos mantenerla e impulsarla”, comenta José Luis Pérez Hernández, presidente de la Asociación Cultural Gigantes y Cabezudos Ciudad de Salamanca. Son los miembros de este colectivo quienes se encargan de sacar a las figuras desde el año 2007, aunque su misión va mucho más allá. “Nuestro objetivo es mantener viva una parte de la cultura de la ciudad. El año pasado Raúl Lucas restauró las figuras y se renovó su vestuario, acorde ya al personaje. Ahora estamos tratando de recuperar otras que se perdieron hace años, cuando se encargaba de ellas Participación Ciudadana”. “La figura del ‘Gargantúa’ o ‘Traganiños’, que aparecen en las fotografías de Gombau, han desaparecido y sería fantástico tenerlas, como elemento histórico de la ciudad”, “Nuestra idea es restaurar todos los que encontremos”, aclara el presidente de esta agrupación. Además, comenta José Luis que están llevando a cabo una labor documental para recuperar la historia de estas figuras, “las referencias gráficas son numerosas y ahora, gracias a la labor de la historiadora Rosa Lorenzo, estamos recuperando mucha información, como por ejemplo, que sus orígenes se remontan al siglo XV, según aparece en distintos registros, como en el archivo diocesano”.

Salamanca cuenta con 14 cabezudos, cuatro gigantes y otros cuatro gigantillos

El elenco de gigantes y cabezudos de la ciudad de Salamanca lo componen 14 cabezudos, cuatro gigantes y cuatro gigantillos, algunos de ellos se acercan al medio siglo de vida. Seguro que los nombres de los primeros les resultan familiares: Napoleón (Sancho Panza); el Torero (también apodado ‘Jesulín’); el Negro; Julián Sánchez ‘el Charro’, (popularmente conocido como ‘El Bombero’); el ‘Payaso’ (Pinocho); el ‘Pintor’, (que representa al ‘Padre Lucas’ o ‘Padre Putas’); el toro; La Montaraza (‘La Charra’); El Abuelo, (El Charro); la Vieja (creada como La Celestina); la Lechera; la Bruja; el Estudiante, al que conocemos como ‘El Mago’; y una figura muy querida a la que los niños apodan ‘Naranjita’, y que recuerda a un personaje entrañable de la ciudad, Paquita, una mujer que transportaba cartones y que vestía alegres vestidos y destacaban por su maquillaje llamativo. Estos cabezudos fueron elaborados por el escultor salmantino Amable Diego, que quiso simbolizar en cada uno de ellos a los personajes que configuraron nuestra historia popular.

Cuatro son los gigantes: el Rey, la Reina, el Príncipe y la Princesa. En cuanto a los ‘gigantillos’, se conocen como el toro, Don Nicador, la Mariseca y un Cohete, además de un ‘tío vivo’ a falta de restaurar.

Actuaciones de los cabezudos

Sábado, 7

11:30 a 13:00 Encuentro de Cabezudos en la Plaza Mayor
18:00 Parque de los Jesuitas

Domingo, 8

18:00 Parque de los Jesuitas

Lunes, 9

11:30 a 13:00 Encuentro Gigantes y Cabezudos en la Plaza Mayor
18:00 Cabezudos en el parque Elio Antonio de Nebrija

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*