La Junta dice ahora que ha comprado 3 millones de unidades a Mascarillas Béjar

Como otras muchas administraciones, la Junta de Castilla y León está trabajando en el autoabastecimiento para que, en caso de que vuelva la pandemia o llegue otra similar, no haya que tirar de un único mercado, el chino en este caso, como se tuvo que hacer cuando apareció el brote de coronavirus. En este sentido, el Gobierno regional puso en marcha el programa RETOS, dentro del cual se enmarca el convenio público-privado con la empresa Drylock, en Segovia, o con empresas como Mascarillas Béjar.

Según asegura la propia Junta, tras el contacto, el día 27 de abril con la empresa Mascarillas Béjar, se ha formalizado una adquisición el día 18 de mayo de 3 millones de mascarillas por un importe de 1.350.000 euros, con un plazo de suministro de un mes que está pendiente de recibirse.

Desde las redes sociales, la propia empresa Mascarillas Béjar agradecía la compra por parte del Gobierno regional, asegurando que “será de gran beneficio para la economía local de un pueblo tan comprometido con nosotros“.

Lo que no cuadra de ninguna manera es el baile de fechas porque el pasado domingo, los responsables de Mascarillas Béjar mostraban públicamente su indignación por el hecho de que la Junta no hubiera contado con ellos y hubiera apostado por la multinacional belga Drylock Technologies, desde su factoría segoviana, para fabricar 4 millones de mascarillas.

https://twitter.com/MascarillaBejar/status/1267081081532100609

Sea como fuere, otras empresas locales de Castilla y León han sido adjudicatarias de comprar por parte de la Junta, tales Lauwood, a la que se han contratado compras por importe de 1.140.357; Seditex, con compras por 750.000 euros, o Imatec, con compras por importe de 560.900 euros.

 

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*