La USAL destina más de 800.000 euros a sus programas de becas propias y ayudas al estudio en el presente curso

0
113

La Universidad de Salamanca destinará más de 800.000 euros para sus programas de becas propias y ayudas al estudio en el curso académico 2021-2022 distribuidos entre sus convocatorias de Ayudas al Estudio de la Universidad de Salamanca para estudios de Grado, Programa de Excelencia de Grado y Master, Fondo SolidariUSAL, Becas de colaboración en Servicios Universitarios, Becas de colaboración en Institutos de Investigación y Centros Propios y Becas Santander Progreso, entre otros.

Según ha recordado la institución académica, durante el pasado curso académico implementó el programa de Ayudas al Estudio para estudios de Grado -destinadas a aquellos estudiantes que, careciendo de recursos económicos, no pueden optar a las becas estatales y autonómicas por algún motivo académico- con una serie de “medidas urgentes” que se mantendrán en el curso 2021-2022.

“El objetivo es solventar las situaciones económicas o académicas desfavorables derivadas de la situación excepcional ocasionada por la pandemia y contribuir a que su comunidad estudiantil pueda cumplir sus objetivos y desarrollar plenamente su actividad académica, ha indicado la USAL.

En 2020 esta convocatoria de becas, dirigida a cubrir y facilitar gastos de matrícula y alojamiento, se complementó con una convocatoria extraordinaria destinada a hacer frente a las situaciones derivadas de la pandemia con un gasto superior a los 162.000 euros y 811 beneficiarios.

280.00 euros

Estas ayudas “se consolidan” en el curso 2021-2022 con un presupuesto de 280.000 euros y con 250.000 euros de dotación para el Fondo SolidariUSAL, sin límite de número de becas, gestionado por el Servicio de Asuntos Sociales y destinado a ayudar a estudiantes con necesidades económicas para contribuir a “paliar las dificultades económicas sobrevenidas en situaciones de urgencia o grave necesidad que transitoriamente puedan afectarles”.

El fin de este fondo es favorecer la continuación o finalización de estudios conducentes a la obtención de un título oficial y en él se da “especial prioridad” al apoyo a situaciones de dificultad ocasionadas por la emergencia sanitaria derivada de la COVID-19.

Asimismo, la Universidad de Salamanca resolvió ampliar la posibilidad de conceder la ayuda de matrícula a aquellos solicitantes cuya situación económica, social o familiar pudiera impedir la continuidad de sus estudios o en los que concurra “una situación especial debidamente acreditada”, además de modificarse el requisito de matrícula mínima, que permite ahora optar a las ayudas a los estudiantes con matrícula parcial, lo que ha incrementado el número de beneficiarios de las becas.

Por ello, en el curso académico de 2020-2021 de las 940 solicitudes presentadas a la convocatoria, cuyo presupuesto ascendió a 282.000 euros, se concedieron un total de 291 becas con un importe medio de beca de matrícula de 751 euros, mientras que en el curso de 2019-2020 el número total de becas concedidas fue de 241, con un importe medio de 770 euros y un presupuesto total de 280.000 euros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here