Salamanca, ciudad pionera en la retención del talento

El Ayuntamiento de Salamanca y la USAL han dado un paso al frente para apoyar la labor científica de los investigadores españoles. Con el objetivo de atraer el talento han creado una iniciativa pionera en España, gracias a la cual, un grupo de científicos de élite desarrollan sus proyectos en la capital

El investigador Carlos Dionisio Pérez.
El investigador Carlos Dionisio Pérez.

Un grupo de cinco investigadores españoles, -entre ellos, un salmantino- reconocidos a lo largo de su carrera con las becas europeas más prestigiosas, desarrollan ahora su labor científica en nuestra ciudad, gracias al proyecto Atracción del Talento, que el Ayuntamiento de Salamanca y la Universidad pusieron en marcha hace dos años.

Con esta iniciativa pionera, que ya aplaude el sector de la ciencia de nuestro país, las instituciones salmantinas se han puesto a la cabeza en la promoción de la ciencia de España. “Es un proyecto extraordinario, que brinda la oportunidad a investigadores como yo, a desarrollar nuestro trabajo en España. No se trata de una beca, va mucho más allá, pues nos permite consolidar un equipo de trabajo. Ni siquiera las ayudas Ramón y Cajal a nivel nacional o las Ikerbasque de la Universidad del País Vasco son comparables con este programa. Este proyecto está a la altura de las mejores ayudas a la ciencia de Europa”, explica Carlos Dionisio, uno de los cinco profesionales que ha conseguido formar parte del elenco de científicos seleccionados.

Carlos Dionisio es economista y lleva años trabajando sobre el cambio climático y la gestión del agua, y lo ha hecho gracias a planes de ayudas a la investigación tan importantes como la ‘Marie Curie’ o la beca europea AXA, a las que solo unos pocos pueden acceder. El salmantino ha pasado ocho años investigando en el Centro Europeo para la Investigación sobre el cambio climático, ubicado en la ciudad italiana de Venecia. “Estaba buscando la manera de regresar a España y al interesarme por las becas nacionales Ramón y Cajal, me informaron acerca del programa del Ayuntamiento de Salamanca. No me lo podía creer. Un programa tan ambicioso y atractivo, que surgía de mi propia ciudad. Lo solicité, aunque, la verdad con escasa esperanza, pues imaginé que serían cientos los investigadores interesados”.

El Ayuntamiento ha invertido 2,5 millones de euros en el programa Atración del Talento

El suyo fue uno de los 136 proyectos candidatos al programa. Un comité científico, presidido por el bioquímico español Mariano Barbacid, fue el encargado de seleccionar los proyecto de cinco investigadores. El único criterio de evaluación era la excelencia científica. Precisamente, Barbacid, que ha visitado estos días Salamanca ha manifestado la importancia de la iniciativa de las instituciones salmantinas, “se ha creado un programa de investigación como debería hacerse desde el Estado”. “Espero que sirva de ejemplo para otras ciudades o comunidades autónomas”.

Perfiles

El perfil de los seleccionados era el de investigadores con una trayectoria incipiente, prometedora y con potencial de liderazgo en líneas de investigación emergentes. Se buscaba eso sí, que los trabajos estuvieran relacionados con uno de los siguientes campos de investigación: Ciencias de la Computación e Informática; Física y Astronomía; Ingeniería; Ciencias Sociales; Agricultura y Ciencias Biológicas; Biología celular; e Investigación Clínica.

Para hacer posible esta ambiciosa propuesta de retención del talento, que se prolongará durante tres años, el Ayuntamiento destina 2,5 millones de euros. En este presupuesto están incluidos los costes salariales de los investigadores y los fondos adicionales para el desarrollo del proyecto (equipamiento, gastos de funcionamiento, gastos de publicaciones y costes salariales del equipo técnico).

Cambio Climático

El trabajo de Dionisio Pérez, SWAN (Sustainable Watersheds – Emerging Economic Instruments for Water and Food Security) explora el diseño e implementación de instrumentos económicos y financieros para la gestión sostenible del agua en un contexto de cambio climático. Actualmente desarrolla su actividad en el Departamento de Economía e Historia Económica de la Universidad de Salamanca, en el Campus Unamuno.

La labor científica de este salmantino ha recibido, además, un nuevo reconocimiento, pues ha sido seleccionado hace solo unos meses por la Fundación Biodiversidad para recibir una ayuda de 51.000 euros.

De Leipzig a Salamanca

Ainhoa Martínez en el laboratorio.
Ainhoa Martínez en el laboratorio.

Otro de los investigadores seleccionados por el programa Atracción del Talento es la murciana Ainhoa Martínez. Como su compañero Carlos, se había visto obligada a trabajar fuera de España, prácticamente desde que terminó su formación universitaria. Cuando solicitó plaza en el programa Atracción al Talento vivía en Leipzig, Alemania, donde se encuentra el Centro alemán para la investigación de la Biodiversidad. “Antes estuve en Holanda con una beca Marie Courie. Me enteré de esta iniciativa a través de unos amigos y no me lo podía creer, porque algo así no existía en España, y menos que lo convoque el Ayuntamiento de una pequeña ciudad. Venir a Salamanca ha sido una gran suerte y oportunidad magnífica. Aquí tengo un equipo de verdad con el que sacar adelante un trabajo de muchos años. La ciudad de encanta y me siento muy orgullosa de vivir en una ciudad donde se promociona la investigación”.

La murciana Ainhoa Martínez investiga sobre microorganismo que sustituyan los pesticidas

Ainhoa Martínez y su equipo, que desarrollan su trabajo de investigación en el IRNASA, tratan de reducir el uso de pesticidas químicos en la agricultura. “La biotecnología es la base de la revolución verde. A través de microorganismos beneficiosos, tratamos de proteger a las plantas de las plagas y así evitar el uso de fitosanitarios. Los primeros resultados del trabajo en equipo están a punto de salir”.

El cosmólogo, José Beltrán

El investigador madrileño José Beltrán se incorporó a mediados de 2018 al departamento de Física de la Universidad de Salamanca para desarrollar sus trabajos vinculados a la Física y Astronomía, que hasta ese momento había desarrollado en el Instituto de Física Teórica, UAM-CSIC, en Madrid. Su proyecto trata sobre Física gravitacional, en concreto sobre aplicación de los últimos avances en observaciones astrofísicas y cosmológicas para atestiguar las propiedades de la energía oscura y confirmar la validez de la teoría General de la Relatividad en aquellas áreas donde aún no ha sido testada.

Pablo García

Poco después se sumó al programa el zamorano Pablo García, que trabajaba en el departamento de Química aplicada de la Universidad Autónoma de Madrid. Es doctor por la USAL y sus áreas de investigación son la Biología Celular y la Química.

El proyecto de investigación por el que ha fue seleccionado trata sobre la utilización de herramientas informáticas aplicadas al estudio de las transiciones no radiactivas entre diferentes estados, que son necesarios para la comprensión del mecanismo que regula la actividad catalítica en compuestos oxigenados. Su objetivo radica en descubrir los mecanismos de reacción de enzimas que pueden conducir al descubrimiento y diseño de nuevos medicamentos.

Última incorporación

Es doctor en Tecnología de la Información y las Telecomunicaciones por la Universidad de Valladolid desde 2012 y Premio Extraordinario de Doctorado. Desde 2007, Javier ha estado ligado a distintos organismos públicos y privados de investigación como el Centro para el Desarrollo de las Telecomunicaciones de Castilla y León, la Universidad de Valladolid o el Massachussets Institute of Technology. Antes de incorporarse al Programa de Atracción del Talento, disfrutaba de un Contrato Postdoctoral Torres Quevedo concedido por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades. Su proyecto CHROMOSOME se desarrolla en el Departamento de Informática y Automática de la Universidad de Salamanca y su objetivo es investigar en técnicas de inteligencia artificial, blockchain y computación social que consigan hábitos de vida más eficientes energéticamente.

Con esta iniciativa no solo se permite el trabajo de investigación a estos cinco expertos, si no que, en sus equipos trabaja otra docena de científicos que han encontrado en este proyecto una manera de desarrollar su labor en Salamanca. Asimismo, el trabajo de estos profesionales redundará en Salamanca que se beneficiará de sus investigaciones e impulsará la industria vinculada al talento y al conocimiento.


30 becas para universitarios

El Ayuntamiento y la Universidad de Salamanca han convocado las becas de retención del talento para realizar estudios de máster. Este programa es fruto del acuerdo suscrito entre el alcalde, Carlos García Carbayo, y el rector, Ricardo Rivero, el pasado 25 de febrero. Los candidatos seleccionados se incorporarán a grupos de investigación de calidad que se desarrollarán en la Universidad de Salamanca o en centros mixtos de la Universidad-CSIC. El acuerdo recoge que el Ayuntamiento, a través de la Fundación Salamanca Ciudad de Cultura y Saberes, financiará un total de 30 becas, 15 para la modalidad de Máster y otras 15 para la modalidad de Doctorado que ya se convocaron el pasado mes marzo, con un presupuesto total de 273.000 euros.

Esta cuantía se destinará a cubrir el coste total del candidato seleccionado, 9.100 euros al año, así como todos los gastos necesarios para el desarrollo de los proyectos de investigación, dedicación del profesorado, utilización de espacios, equipamientos, etcétera.

La Universidad, por su parte, será la encargada de contratar a los candidatos seleccionados, por un periodo máximo de dos años, así como de realizar el seguimiento y la evaluación anual de cada uno de los proyectos desarrollados en el programa y proporcionar a los candidatos la infraestructura y recursos mínimos para el desempeño de su trabajo. Las personas interesadas deberán presentar su solicitud hasta el 27 de mayo a través del registro electrónico de la sede electrónica de la Universidad.


Promoción en secundaria y bachillerato

Por otra parte, se ha fomentado el talento con dos actuaciones que permiten a los alumnos de Educación Secundaria y Bachillerato conocer de primera mano el trabajo de investigación y lo que dicha labor profesional conlleva. El Ayuntamiento de Salamanca apoya a alumnos de cuarto de Educación Secundaria, seleccionados en el Programa Campus Científico de Verano, que organizan la FECYT, el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y la Obra Social de la Fundación Bancaria de La Caixa, con becas.

Asimismo, se premia a las alumnas y a los alumnos que hayan cursado el Bachillerato de Ciencia y Tecnología en algún centro educativo de Salamanca y que obtengan las mejores calificaciones en Selectividad con estancias de inmersión científica y tecnológica en alguno de los más importantes laboratorios del mundo. Y a los bachilleres de Humanidades y Artes para que participen en los centros más importantes relacionados con el ámbito de sus estudios.

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*