Salamanca, de nuevo, en alerta amarilla por bajas temperaturas

Las temperaturas descenderán en la capital hasta los -4ºC este viernes y sumarán dos grados el fin de semana. Sin embargo, continuarán los descensos en la provincia

Alerta amarilla en Salamanca y provincia.
Alerta amarilla en Salamanca y provincia.

Los salmantinos no podrán olvidarse de la bufanda y los guantes, tampoco, este fin de semana. Según informa la Agencia Estatal de Meteorología, Salamanca volverá a estar en alerta amarilla mañana viernes, 11 de enero, después del desplome de las temperaturas de la pasada semana. Y es que la masa de aire polar ya está aquí, lo que ha hecho descender los termómetros entre 4 y 7 grados menos de lo normal en diferentes puntos de la Penísula Ibérica. Y Salamanca no iba a ser menos.

AEMET pone a Salamanca y provincia en alerta amarilla este viernes, 11 de enero. Y los servicios de emergencia solicitan a los vecinos y visitantes que sean cautelosos si van a salir de casa, sobre todo, a primera hora de la mañana. Las bajas temperaturas nocturnas también causarán zonas heladas en el pavimento y en las alcantarillas que pueden provocar más de un susto en los transeúntes. Los salmantinos no olvidarán el abrigo, por el momento, y se recomienda llevar varias capas de ropa o, en el caso de las personas mayores, se pide que eviten en la medida de lo posible salir a la calle.

Cruz Roja de Salamanca también avisa. Ante el frío: beber líquidos calientes azucarados, alimentación variada con alto contenido en grasa, usar ropa ligera y no olvidarse de las zonas más sensibles como la nariz, las mejillas, orejas y dedos de las manos; así como del calzado impermeable que no resbale.

Los principales portales de Internet (AEMET, Accuweather y El Tiempo) remarcan que los termómetros podrían descender hasta los -4ºC al inicio del fin de semana. Las máximas que se registrarán este viernes rondarán los 6ºC. Y las rachas de viento del Este alcanzarán los 20 kilómetros por hora.

De cara al resto del fin de semana, sábado y domingo, las temperaturas máximas de la capital subirán dos grados. Llegarían, como máximo, a los 10ºC el domingo. Sin embargo, las mínimas continuarán estando por debajo de los cero grados. Los cielos se mantendrán despejados, a excepción del sábado, en el que aparecerán algunas nubes de evolución.

En la provincia

En Ciudad Rodrigo, las temperaturas rondarán este viernes entre los -3 y 7 grados, y las mínimas irán en descenso de cara al fin de semana. En la otra punta de la provincia, en Peñaranda de Bracamonte, mañana se bajará a los -6 grados para remontar a los -2 el sábado y domingo, las máximas oscilarán entre los 5 y 7. Asimismo, en Béjar se marcará la cota de los -2 y no se superarán los 7 grados. Navasfrías registró la madrugada del 8 de enero -1’9 grados y se posicionó como la tercera localidad más fría en Castilla y León.

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*