Suárez-Quiñones mantiene que las obras de la estación de autobuses concluirán en junio de este año

Con el fin de mantener a disposición de los ciudadanos este servicio de transportes, las obras se están ejecutando por zonas, evitando así una paralización total

Fotografía actual del estado de las obras en la estación de autobuses de Salamanca situada en el paseo Filiberto Villalobos.
Fotografía actual del estado de las obras en la estación de autobuses de Salamanca.

La modernización de la estación de autobuses de Salamanca situada en el paseo Filiberto Villalobos ya tiene una fecha de conclusión. Según el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, las obras, que actualmente están ejecutadas al 50%, llegarán a su fin en junio de este año mismo año.

Hasta el momento, ya se ha renovado la cubierta de la dársena sur y se han concluido los trabajos de paredes, techos y suelos en gran parte de la zona de taquillas y oficinas. Actualmente se está trabajando en el cerramiento de la dársena norte. También se está llevando a cabo la impermeabilización de la cubierta. De cara a los próximos meses, se terminarán las actuaciones para renovar la zona de las oficinas. Además, se procederá al arreglo de la zona de los locales y en el exterior del edificio, así como rematar las paredes, techos y suelos.

“Las principales líneas de actuación de las obras de este espacio son la modernización del conjunto arquitectónico y la mejora de la confortabilidad y el servicio a los viajeros”

Como han afirmado fuentes de la Junta de Castilla y León “las principales líneas de actuación de las obras de este espacio son la modernización del conjunto arquitectónico y la mejora de la confortabilidad y el servicio a los viajeros”. Este proyecto, en el que se han invertido un total de 4 de millones de euros, también se persigue “la mejora de la eficiencia energética; la adaptación total del edificio a personas con discapacidad; las mejoras de las condiciones de habitabilidad; y la redistribución de espacios y adecuación de usos“, añaden.

Con el objetivo de mantener a disposición de los ciudadanos este servicio de transportes, las obras se están ejecutando por zonas. Así, la estación de autobuses a evitado una paralización total y continúa en funcionamiento. En esta línea, el consejero ha recordado que el transporte público es “un servicio fundamental para los ciudadanos, ya que garantiza la movilidad y la accesibilidad y contribuye a facilitar el acceso a otros servicios públicos esenciales. Su prestación debe ser garantizada por los poderes públicos con eficacia, de forma que responda a las necesidades reales de nuestros ciudadanos.”

Los servicios de transporte ofertados por la estación se corresponden con 45 líneas, de las cuales 20 son internacionales, 5 nacionales y 20 autonómicas y cuenta con un número de viajeros anuales superior a 2,5 millones.

Actuaciones enfocadas a la modernización

Fotografía actual del estado de las obras en la estación de autobuses de Salamanca situada en el paseo Filiberto Villalobos.
Fotografía actual del estado de las obras en la estación de autobuses de Salamanca situada en el paseo Filiberto Villalobos.

En cuanto a las actuaciones previstas en la estación de autobuses para la modernización de su imagen, destacan el cierre de parte de las dársenas cubiertas con un muro cortina y la climatización de este espacio para dotarle de mayor ‘confort’. Por otra parte, la estructura del edificio principal también sufrirá modificaciones. Ejemplo de ello es la zona del ‘hall’, en la que se deja al descubierto el entramado de vigas metálicas que soporta la cubierta. De esta forma, se favorecerá la entrada de luz natural y la creación de un espacio más diáfano. Asimismo, se desmontan todas las piezas de fibrocemento existentes en las cubiertas y en las bajantes de pluviales y se diseña una nueva red de saneamiento.

Otro de los puntos a destacar es la eliminación de uno de los dos accesos para autobuses. De acuerdo con las actuaciones del proyecto, el espacio de maniobra y aparcamiento de estos vehículos contará, a partir de ahora, con una puerta de entrada y salida. El giro completo de los autobuses es posible gracias a un espacio-rotonda creado  para este fin a costa de eliminar un pequeño número de dársenas de estacionamiento.

En cuanto a las instalaciones de la estación, se dota de un servicio integral de información al viajero. Estará disponible tanto a nivel del ‘hall’ principal como en las distintas dársenas. Además se renuevan todas las instalaciones eléctricas, de comunicaciones, seguridad, incendios, vigilancia o iluminación, entre otras.

 

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*