Salamanca vivirá la cremà gracias a la Asociación Cultural Fallers Pel Món

La entidad ha elegido la ciudad para plantar una falla en 2018, una iniciativa de intercambio cultural en la que participarán miles de valencianos

Una imagen de las fallas de Valencia tomada el pasado año por la Asociación Cultural Fallers Pel Món.

Salamanca es la ciudad elegida por la Asociación Cultural Fallers Pel Món para plantar una falla en 2018, lo que supondrá que miles de valencianos se trasladen hasta la capital del Tormes los días 6, 7 y 8 de abril para disfrutar de una de las celebraciones más representativas del país.

La iniciativa responde a uno de los objetivos con los que trabaja esta entidad, el de dar a conocer la fiesta valenciana en otros lugares del territorio nacional al tiempo que los valencianos pueden conocer otras ciudades españolas. De este modo, Salamanca tomará el testigo a Zaragoza, Córdoba, Toledo, Granada y Ávila, lugares que han acogido con anterioridad esta propuesta de intercambio cultural.

Las actividades organizadas por la asociación en la capital salmantina incluye la actuación de bandas de música, actos lúdicos, pirotecnia, gastronomía y la fusión cultural y festiva entre las provincias de Salamanca y Valencia, además de un monumento fallero que será realizado por el artista Alex Oliver con la colaboración del Instituto de Enseñanza Superior de Benicalap.

Boceto de uno de los monumentos que se instalarán en Salamanca / Fallers Pel Món

Según explica el presidente de la entidad, José Enrique Amores, la idea es trasladar toda la tradición fallera valenciana a la capital del Tormes, de modo que no faltarán los productos típicos, como la fideuá, la cassalla o la horchata, ni los momentos más significativos de esta importante celebración, entre los que destaca la plantá y la cremà de tres fallas -la grande, la infantil y L’Estoreta velleta, realizada “con trastos viejos”que se instalarán en la zona de la Vaguada de la Palma.

El pasado año esta iniciativa de intercambio cultural tuvo lugar en Zaragoza, hasta donde se desplazaron cerca de 3.000 valencianos, tal y como recuerda Amores, quien señala que la selección de las ciudades a las que se trasladan las Fallas se realiza, en buena medida, por su atractivo turístico, con el fin de que los valencianos puedan disfrutar también de los tesoros de otros lugares de la geografía española.

La Asociación Cultural Fallers Pel Món dio a conocer el nombre de Salamanca en un acto celebrado el pasado miércoles en el Gran Teatro de la Ciudad de Alzira, en el que participaron más de 850 personas, entre juntas locales y comisiones falleras de toda la Comunidad Valenciana.

 

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*