Huerta Otea contará, al fin, con una gran plaza pública

La parcela en la que se ubicará el espacio de ocio está situada entre las calles Antonio Ponz, Enrique de Sena, Girolamo Da Sommaia y Jean Laufent

Solar en el que se ubicará la nueva plaza pública del barrio de Huerta Otea.

El barrio de Huerta Otea, que precisamente estos días vive sus fiestas, estrenará una gran espacio público a modo de plaza. Y es que el Ayuntamiento de Salamanca llevará a cabo la urbanización de una parcela de casi 4.000 metros cuadrados dotándola de espacios de ocio y disfrute para toda la familia. Un importante proyecto que cambiará notablemente la imagen de la zona actual, un  solar sin uso. Con este proyecto se materializa una antigua reclamación de los residentes a través del colectivo vecinal.

La urbanización de la parcela, situada entre las calles Antonio Ponz, Enrique de Sena, Girolamo Da Sommaia y Jean Laufent, supondrá  inversión de más de 271.000 euros y dará respuesta a una petición de los vecinos de la zona, así como al compromiso del Gobierno Municipal de seguir incrementado los espacios de convivencia para toda la familia-niños, jóvenes, adultos y personas mayores- para hacer de Salamanca una ciudad más habitable para los vecinos.

Es un proyecto, ha explicado el edil, que aportará al barrio de Huerta Otea una nueva plaza con un parque, espacios para el descanso, gradas con escenario, áreas de juegos, zonas para la práctica deportiva y un recinto cerrado para perros.

En concreto, se creará un paseo en diagonal, con una superficie de 559 metros cuadrados y que atravesará la Plaza, dotado de fuente, bancos y un circuito biosaludable con ocho aparatos de ejercicio al aire libre.

En concreto, se creará un paseo en diagonal, con una superficie de 559 metros cuadrados y que atravesará la Plaza, dotado de fuente, bancos y un circuito biosaludable con ocho aparatos de ejercicio al aire libre.

Asimismo, se habilitará un espacio de 498,90 metros cuadrados para el descanso y el juego, dotado de una gran estructura de sombra. Bajo el mismo, se colocarán bancos y juegos tradicionales de patio pintados sobre el suelo, como el ajedrez, laberinto, tres en raya o la rayuela.

Con el fin de facilitar la práctica deportiva el Ayuntamiento también tiene previsto una pista de minirunnig con un circuito circular de dos calles para la carrera de los 100 metros de pequeños y mayores.

Los espacios verdes tendrán especial protagonismo en este nuevo espacio. Se crearán dos zonas, divididas por el paseo que cruza el parque, con una superficie total de 1.438 metros cuadrados en la que se plantarán 63 árboles de seis especies diferentes.

Los más pequeños tendrán zonas adaptadas para ellos. Habrá una para niños y niñas menores de 3 años con valla, suelo de caucho de colores y juegos infantiles, que estará en la zona más próxima a los locales comerciales que tienen fachada a la plaza, donde actualmente hay un bar cafetería y una escuela infantil.

La otra se destinará a menores de más de tres años y contará también con distintos elementos para el juego.

Otro de los equipamientos que tendrá este nuevo espacio es un graderío con capacidad para 200 personas, con posibilidad de ampliar a 100 espectadores más sentados sobre la superficie de césped. Daniel Llanos ha añadido que junto a esta línea de gradas se creará un escenario para espectáculos o reuniones eventuales, con las líneas de un mini campo de futbol circular para el disfrute del resto de días. A estos espacios se sumará otro con dos mesas de ping pong.

Asimismo, los dueños de las mascotas dispondrán de un espacio cerrado de más de 500 metros cuadros para la estancia y el esparcimiento de sus perros.

En definitiva, ha concluido, se trata de un ambicioso proyecto que dotará al barrio de Huerta Otea de un gran espacio para el ocio y disfrute de todos.

La previsión del Ayuntamiento es que este proyecto sea una realidad el próximo año

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*